PROTECCIÓN ONLINE

Estar online es un acontecimiento social que puede ser divertido e inspirador. En EA queremos que disfrutes cuando te conectas a nuestros sitios Web y utilizas nuestros servicios. Por ello hemos preparado algunos consejos que te ayudarán a mantener tu privacidad cuando estés online.

Es importante a la hora de chatear usar el servicio de mensajería instantánea o IM, y si participas en otros foros, no olvidar las siguientes recomendaciones:

  • Discreción. La información que facilitas suele hacerse pública a todo el mundo. No compartas información o imágenes que no quieres que nadie más conozca o vea. Piensa que esa información puede intercambiarse.
  • Anonimato. No compartas información muy personal o privada. Nunca publiques ni envíes nada que pueda servir para localizarte a ti o a otra persona cuando no estés conectado, como tu nombre completo, número de teléfono o dirección de email o postal.
  • Cautela. No quedes con una persona que hayas conocido online. Si tuvieras que hacerlo, hazlo solo en un lugar seguro y público, cuéntale a alguien tus planes y que te acompañe un amigo. Si no eres mayor de edad, pide antes permiso a tus padres o tutores y que vayan contigo.
  • Sinceridad. Quizá te apetezca aparentar ser una persona distinta a la que eres. Pero la otra persona también podría hacer lo mismo y puede que esa persona no sea quien dice ser.
  • Amabilidad. No te enfrentes a alguien que te intimide ni intimides a nadie. Si alguien se burla de ti, sencillamente apártate del ordenador e informa a un adulto o al administrador sobre esa persona o su comportamiento. Se supone que lo haces para divertirte.
  • Responsabilidad. No abras, respondas, ni reenvíes un email o un mensaje instantáneo a menos que conozcas a la persona que te lo envía y hayas comprobado antes que no contiene virus. Podría incluir virus o programas espías que dañarían otros programas o quizá sean ofensivos.
  • Seguridad. Utiliza programas de seguridad informática como rastreadores de virus. Comprueba que tu sistema está actualizado y protegido en caso de que tu ordenador se infectara accidentalmente por el envío de un correo electrónico.
  • Privacidad. Nunca compartas tus contraseñas ni des pistas sobre las mismas a nadie.
  • Originalidad. Asegúrate de que la identidad online que creas no contiene información personal. ¡Sé creativo y original!
  • Precaución. Si algo tiene pinta de ser muy bueno para ser cierto, seguramente no lo sea. Si no estás seguro de algo, compruébalo.

Y recuerda, tú llevas las riendas. Tú decides en qué actividades participas y qué información facilitas.